Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.

DISCAPACIDAD Y SALUD

Invitados de Draft
4 oct., 20194 oct., 2019
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Google
Compartir

La Clasificación Internacional del Funcionamiento, de la Discapacidad y de la Salud define la discapacidad como un término genérico que abarca deficiencias, limitaciones de la actividad y restricciones a la participación. Se entiende por discapacidad la interacción entre las personas que padecen alguna enfermedad y factores personales y ambientales (por ejemplo, actitudes negativas, transporte y edificios públicos inaccesibles y un apoyo social limitado).
La discapacidad es muy diversa. Algunos problemas de salud vinculados con la discapacidad acarrean mala salud y grandes necesidades de asistencia sanitaria, como sucede en el caso de la hipertensión pulmonar.

El artículo 25 de la Convención sobre los derechos de las personas con discapacidad reconoce que las personas con discapacidad tienen derecho a gozar del más alto nivel posible de salud sin discriminación. Igualmente, el artículo 49, en una definición no muy afortunada por antigua, establece que los poderes públicos realizarán una política de previsión, tratamiento, rehabilitación e integración de los disminuidos físicos, sensoriales y psíquicos, a los que prestarán la atención especializada que requieran y los ampararán especialmente para el disfrute de los derechos que la propia Constitución reconoce.
 

Necesidades insatisfechas de asistencia sanitaria
Las personas con discapacidad tienen una mayor demanda de asistencia sanitaria que quienes no padecen discapacidad, y también tienen más necesidades insatisfechas en esta esfera. Las actividades de promoción de la salud y prevención de las enfermedades deberían prestar especial atención a las personas con discapacidad.

¿Cómo se ve afectada la vida de las personas con discapacidad?
Las personas con discapacidad son particularmente vulnerables a las deficiencias de los servicios de asistencia sanitaria. Dependiendo del grupo y las circunstancias, las personas con discapacidad pueden experimentar una mayor vulnerabilidad a afecciones secundarias, comorbilidad, enfermedades relacionadas con la edad y una frecuencia más elevada de comportamientos nocivos para la salud y muerte prematura.

Cómo allanar las barreras que impiden el acceso a la asistencia sanitaria
Las administraciones públicas pueden mejorar la salud de las personas con discapacidad si mejoran el acceso a servicios sociales y sanitarios de buena calidad, asequibles y que utilicen de manera óptima los recursos.

Políticas y legislación
Las políticas vigentes y los servicios actuales deben determinar las prioridades para reducir las desigualdades sanitarias y sociales, así como planificar el mejoramiento del acceso y la inclusión en todos los ámbitos. Así se deben establecer políticas y normas de asistencia en relación con las personas con discapacidad, acompañadas de mecanismos para velar por su cumplimiento.

Financiación
Se debe procurar que las personas con discapacidad se beneficien de los programas de salud pública en pie de igualdad y sin discriminación.
 
Prestación de los servicios
Realizar una amplia variedad de modificaciones y ajustes para facilitar el acceso a los servicios de asistencia sanitaria. Habilitar a las personas con discapacidad para que mejoren su salud proporcionándoles información, capacitación y apoyo de otras personas en la misma situación. Promover la rehabilitación en la comunidad para facilitar el acceso de las personas con discapacidad a los servicios existentes. Reconocer a los grupos que necesitan modelos alternativos de prestación de servicios, por ejemplo, servicios focalizados o coordinación asistencial para mejorar el acceso a la asistencia sanitaria.


Recursos humanos
Incorporar la enseñanza de la discapacidad en los programas educativos y, especialmente de grado y postgrado de todos los profesionales de la salud. Capacitar a los agentes de la comunidad para que puedan participar en la prestación de servicios preventivos. Proporcionar directrices con fundamento científico para la evaluación y el tratamiento.

Datos e investigaciones
Incluir a las personas con discapacidad en la vigilancia de la asistencia sanitaria. Realizar más investigaciones en torno a las necesidades, las barreras y los resultados sanitarios de las personas con discapacidad.

Dr. Alvaro Lavandeira Hermoso
ABOGADO

Departamento de Trabajo Social de la Asociación Nacional de Hipertensión Pulmonar


Fuente: WHO
Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad del autor y pueden no coincidir con las de Draft Grupo de Comunicación Healthcare.


María Tubau 5, 1º  28050 Madrid. SPAIN

T +34 913 58 90 70

© copyright 2019 grupo draft